Los niños se alegran con Jesús

«Oración a Jesús nacido en Belén»

Jesus, Hijo de Maria, Hijo de Dios.
La luz de Navidad ha llegado
como llegó a los pastores
y a los magos de Oriente.

En Belén en tu carne tan débil,
está todo el amor de Dios,
en tu carne está aquél amor,
aquella ternura,
aquella esperanza confiada
que sólo Dios es capaz de dar.

Mirándote acostado en el pesebre,
acompañado del amor
de María y de José,
quiero poner en tus manos
mis ilusiones y mis temores.

Y quiero poner en tus manos
el mundo entero:
a quienes más quiero
y a quienes no conozco,
a los de cerca y a los de lejos;
y, sobre todo, a los que más sufren.

Jesús, hijo de María, Hijo de Dios,
ilumínanos con la claridad de tu amor,
ilumina al mundo entero
con la claridad de tu amor.

Los comentarios están cerrados.